Ir a Museo de la Ciencia

Museo de la Ciencia >> Vida en la Tierra >> Reptiles


ReptilesReptiles

Como evolución de los anfibios surgieron los reptiles, que al igual que los anfibios, ponían huevos, pero su avance se encontraba en que éstos contaban con un recubrimiento impermeable, lo que permitía contener en su interior una solución acuosa donde el embrión se desarrollase, a la vez que podía contener una mayor cantidad de reserva de comida, haciendo así que la cría saliese del huevo perfectamente formado, lo que suponía así, una mayor probabilidad de supervivencia.

Sin embargo contaban con un inconveniente, su sangre era fría, es decir, necesitaban absorber la energía del sol para calentarse y así poder mantenerse activos, con lo que no podían colonizar zonas frías y largos periodos de sombría podía suponer su extinción, como fue el caso con los dinosaurios, reptiles de grandes dimensiones que colonizaron la mayor parte de la Tierra en el periodo Jurásico.

Así, la rápida colonización de la Tierra por parte de los mamíferos se debió a un hecho de la causalidad, la extinción del 85% de las demás especies por la caída de un meteorito en el Yucatán (Méjico) y a la supervivencia de los artrópodos, ya que los utilizaron como alimento.

Los Reptiles (Reptilia), derivado de la palabra "reptilis" que en latín significa arrastrado, forman parte de la Clase de los Vertebrados. Son Ovíparos o Ovovivíparos, de temperatura variable y respiración pulmonar, por carecer de pies o por tenerlos muy cortos, caminan rozando la tierra con el vientre: como la culebra, el lagarto y el galápago.

Según los testimonios que han llegado a nuestro días que se han encontrado, los reptiles aparecieron el el periodo carbonífero (hace 300 Millones de Años) y predominaron durante la era Mesozoica. Casi todos los tipos de reptiles conocidos aparecieron ya antes de terminar el Triasico, llamado también era de los reptiles. Los dinosaurios, que eran los de formas mas macizas, alcanzaron el punto cumbre de su desarrollo al comienzo del Cretácico y declinaron hacia finales del mismo. La llegada de los Mamíferos, y su enorme difusión en la llamada era de los Mamíferos, represento la decadencia de los reptiles, con la desaparición de muchas de sus clases. Entre los pocos que sobreviven se encuentran los Lagartos, Culebras, Tortugas y Cocodrilos. Los reptiles mas recientes son las culebras, pues la primera noticia que se tiene data es del era Mesozoica. Las mas antiguas, como el fósil Palaeophis, de cuerpo de relativamente pequeño pero fornido, vendrían a hacer formas primitivas que otras mas evolucionadas actu8ales como las boas y pitones. Las culebras no venenosas mas pequeñas y las especias venenosas se desarrollaron posteriormente.

Morfología. Los reptiles actuales presentan: Cráneo articulado con la primera vértebra por medio de un condillo occipital sencillo o trilobulado en algunos casos, y todas las vértebras con costillas: dientes sencillos y cónicos y no implantados en alvéolos, salvo en el caso de los cocodrilos. Sin embargo, se dan casos de falta completa de dientes, como en las tortugas, que poseen picos córneos. El corazón presenta generalmente tres cavidades, con dos arcos aorticos, aunque los cocodrilos, que ya están en el margen del paso evolutivo, presentan, por excepción, las cuatro correspondientes a los mamíferos. La Respiración se hace exclusivamente por pulmones en los reptiles, que no poseen branquias ni agallas en ninguna fase de su desarrollo. La fecundación siempre interna y, con excepción del genero Sphenodon, se realiza mediante órganos copulatorios especiales. Los huevos, de gran tamaño, presenta por primera vez dos envueltas llamadas amnios y alantoides, lo que constituye un signo bien patente de adaptación a la vida del medio terrestre.

Clasificación. Todos los reptiles actuales se agrupan en cuatro órdenes: Quelonios, son reptiles de cuerpo ancho, corto y cubierto de una coraza que suele ser rígida en la que puede retraerse el animal. La parte superior denominada Espaldar, esta formada por vértebras y costillas muy desarrolladas, mientras que la inferior o peto, se halla constituida por placas óseas. Ambas partes de las corazas se encuentran protegidas por la piel muy correosa. Se conocen unas 250 clases de tortugas vivientes y un buen numero de fósiles. Rincocéfalos. Comprende una sola especia notable, Sphenodon punctatus, que vive en pequeñas islas frente a las costas septentrionales de Nueva Zelanda. Cocodriloideos. Esta integrado por cocodrilos, caimanes, gaviales, animales que viven en pantanos y fuertes dientes. Las formas adultas llegan a medir 6 metros. Los ojos, narices y oídos se sitúan en la parte superior de la cabeza para poder usarlos mientras están sumergidos. Son Ovíparos. Lepidosaurios. Comprenden dos subórdenes: los saurios y los ofidios. Todos poseen escamas. Los Primeros son tetrápodos típicos y poseen párpados, lengua corta y gruesa, y orejas funcionales. Los segundos son ápodos, de parpados inmóviles, oídos degenerados y lengua muy larga. Los lagartos se encuentran en todos lados del mundo, excepto en las regiones frías. En las Indias Orientales se encuentra una especie gigante: El Varano. Por su parte, las culebras están tan ampliamente distribuidas como los lagartos. Se conocen unas 2800 especies, de las que 10 % son venenosas. Pero algunas no solo no son venenosas, sino útiles para el hombre por alimentarse de roedores e insectos agrícolamente dañinos.

Honduras Silvestre, [Web en línea]. http://www.hondurassilvestre.com.





Volver a Vida en la Tierra | | Ir a Museo de la Ciencia | | Ir a PortalCiencia | | Ir a Blog de Paco Gil
Google
 
Web www.portalciencia.net